01/20/2021

Latino NEWS

Informativo desde Miami al Mundo

Los Ángeles en Paracaídas Regresan al Cielo con sus Alas Ganadas

2 min read

Escrito por Ligia Martínez Alvarez

El libro Ángeles en Paracaídas debió escribirse a partir del año 2002 porque en ese momento había acumulado la mayoría de las experiencias que aquí encontrarás: unas reales, algunas virtuales y otras imposibles. Sin embargo, mis carencias literarias me llevaron a olvidar el asunto. La complejidad de una narrativa más precisa que te conduzca a entender y asimilar lo que tengo que decirte, aún no existía en mí. Ahora lo más difícil, lo que llamamos “Espíritu Santo” y “ángel”. (Rafael Martínez Chávez)

Desde muy corta edad, mi primo Rafael Martínez Chávez era un niño sensible y devoto de la religión católica. Su educación iba paralela a su formación cristiana. Parecía tímido, pero no lo era y nunca le cayó un golpe en la cara porque los puños de los demás niños no lo alcanzaban. En kindergarten ya era bastante alto para su edad y cada día crecía más; a sus 25 años llegaba casi a los 2 metros. Nunca lo medí, pero comparándolo conmigo era un gigante.

Igual que yo, mi primo lloraba cuando su mamá lo dejaba en la puerta de la escuela de kindergarden, aunque yo era más audaz perseguía a mi mamá bañada en mocos y babas para que me lleve a casa, pero igual me regresaba con una reprimenda.

Rafael tenía la mala costumbre de conocer a las personas por dentro y no se jactaba por eso, yo diría que lo hacían sufrir. Él podía “olerlos” a muchos metros de distancia, y no siempre olían al bien porque la maldad estaba en sus corazones y ambiciones banales.

En su libro “Ángeles en Paracaídas” habla de estas personas ligados a sus experiencias personales combinado con relatos bíblicos haciendo comparaciones dolorosas, y en otros casos satisfactorias.

Rafael Martínez Chavéz, escritor de Ángeles en Paracaídas y la Piedra del Tiempo (QEPD 1967-2019)

Copyright © All rights reserved. | Newsphere by AF themes.