Lo que debes saber de la Hepatitis C

0 Flares Twitter 0 Facebook 0 Filament.io 0 Flares ×

Hasta el año 1989, todas las hepatitis que no eran producidas por los virus A o B se les colocaba en un gran saco con el nombre de “hepatitis no-A no- B”.

En ese mismo año un grupo de científicos californianos anunciaron al mundo el aislamiento de un agente viral el cual era el responsable de la mayoría de las “hepatitis no-A no-B reportadas hasta la fecha, se anunció al mundo el “descubrimiento” del Virus de Hepatitis C (VHC).

En los años 90 se demostró que existían otros virus diferentes a los ya conocidos, A, B, D o C que también eran capaces de producir hepatitis.

¿Que produce el VHC?

El VHC produce una inflamación en el hígado que generalmente se hace crónica (perdura muchos años)

¿Cuáles son los síntomas de la hepatitis C?

Los síntomas generales son fatiga, falta de apetito, náuseas, vómitos. Puede aparecer fiebre, dolores abdominales, coloración amarilla de la piel y las mucosas.

¿Los síntomas de la hepatitis C son diferentes a los que producen otros virus de hepatitis?

No, aunque de forma general la hepatitis C es más “silenciosa”, los síntomas son más solapados o inexistentes. Debemos recordar que todas las hepatitis virales se expresan desde formas “asintomáticas” (sin síntomas) hasta formas fulminantes o graves pasando por formas” intermedias”.

¿Cómo se transmite la hepatitis C?

En la A y la E la trasmisión es fecal-oral, directamente al contacto entre una persona y otra, o indirectamente por las aguas y alimentos contaminados, pero en el caso del VHC, este agente se transmite a través de la sangre contaminada. Una persona puede infectarse con el virus VHC en las siguientes situaciones:

– Al hacerse un tatuaje o tratamiento de acupuntura con agujas que no se desinfectaron apropiadamente después de haber sido utilizadas en otra persona (el riesgo es muy bajo con profesionales que tengan una licencia o permiso para hacer tatuajes o acupuntura).

– Cuando usa drogas por via intravenosa y comparte jeringas y agujas con personas infectadas con el VHC.

– Cuando se ha estado sometido a diálisis renal por mucho tiempo.

– Al estar en contacto con la sangre en el caso de los trabajadores de la salud (por pinchazos con agujas contaminadas).

– Nacer de madres portadoras del VHC (es poco frecuente).

– Tener relaciones sexuales sin protección con personas infectadas con el VHC (es poco frecuente) aunque el riesgo aumenta cuando se tiene sexo hombres con hombres sobre todo si la pareja esta infectada con el virus del SIDA.

– Compartir cepillos de dientes, máquinas de afeitar (Rastrillos), cortaúñas con personas infectadas con el VHC (es poco frecuente).

– Haber recibido transfusiones de sangre antes de 1992 (en USA).

¿Cómo se diagnostica la hepatitis C?

Los médicos tienen en cuenta los antecedentes de la persona, los síntomas, el examen físico y las pruebas de laboratorio (estudios de sangre, ultrasonido y en algunos casos biopsia de hígado).

¿Cuáles son las consecuencias de la Hepatitis C si no es tratada?

Puede evolucionar a Cirrosis Hepática y Cáncer de hígado.

¿Esta enfermedad tiene cura?

Gracias al desarrollo de la ciencia este padecimiento se puede curar. Los médicos dedicados al estudio de las enfermedades del hígado le suministraran medicamentos especiales conocidos como antivirales.

¿Hay vacuna para evitar la hepatitis C?

A diferencia de la hepatitis A y B, aun no existe una vacuna que pueda prevenir la hepatitis C.

El único tratamiento preventivo consiste en:

  • Evitar hacerse tatuajes en sitios no autorizados por el departamento de salud.
  • No compartir agujas y jeringas para el uso de drogas por vía intravenosa.
  • Tener relaciones sexuales seguras y estables.
  • Usar guantes cuando se manipulan heridas o sangre de otras personas.
  • No compartir artículos personales como cepillos dentales, máquinas de afeitar (rastrillos) o corta uñas.

Dr. Waldo García Ferrara. Certificado como Medico Gastroenterólogo en Cuba y México.

Related Post