La exitosa batalla contra el Covid-19 de Biden

Hay varios factores que explican la exitosa batalla en vencer la pandemia del Coronavirus en el país más golpeado por la pandemia: en Estados Unidos, casi el 25% de la población está vacunada y un 40% ha recibido la primera inyección.

Sin duda que la promesa de campaña del presidente Joe Biden cumplió en creces su objetivo de administrar 200 millones de inyecciones incluso antes de cumplir sus 100 días en la Casa Blanca. Pero, el reto más ambicioso se viene consiguiendo con la vacunación de 3 millones de personas cada día con las vacunas de Pfizer y Moderna.

Todo se debe al exitoso plan de vacunación en todo el país, en cada estado, con cada Gobernador, en trabajo conjunto con las cadenas de farmacias privadas y hospitales públicos y privados, además de habilitarse estadios o grandes espacios públicos.

Por ello que Estados Unidos está superando sus previsiones más optimistas de ganar la batalla contra el virus y seguir aplicando el plan de vacunación gracias a varias clave que explican la mejora de la pandemia del Covid-19.

Las vacunas “Made in USA”

Estados Unidos tiene la ventaja de contar con tres vacunas en el país: Pfizer, Moderna y Johnson&Johnson que, con Joe Biden. se aceleraron los procesos de distribución y donde las farmacéuticas precisamente se dedicaron al 100% a la producción para su uso en Estados Unidos.

Mérito también a la “Operación Warp Speed”, puesta en marcha por el gobierno de Donald Trump que lograron obtener 100 millones de dosis de la vacuna y las opciones en los contratos para adquirir más una vez que fueran efectivas.

Sin embargo, Biden heredó este programa de vacunación, pero lo mejoró. Por eso hoy quien quiera ponerse la vacuna encontrará una disponible. Una accesibilidad que lleva a que cerca del 50% de la población tenga al menos una dosis y cerca del 40% ya esté vacunada completamente.  Cifras que permitieron flexibilizar los protocolos sanitarios y el uso de máscaras.

El plan Biden

Y si bien es cierto que Biden aprovechó en parte lo hecho por el gobierno de Donald Trump, la vacunación masiva del país fue la meta principal en su agenda para frenar lo más rápido posible los casos y las muertes para reactivar la economía.

Por eso que su meta inicial de 100 millones en 100 días, la superó con 200 millones. La clave para ganar esta ardua batalla estuvo en que Biden logró un acuerdo entre Johnson & Johnson y su rival Merck, el segundo productor de vacunas del mundo.

Para los analistas, el éxito que Biden ha tenido en su estrategia contra la pandemia y el plan de vacunación se debe al perfil bajo con el que ha operado al enfocarse más en la implementación de políticas públicas que en la comunicación de su estrategia.

Más vacunas en más sitios

Otro de los factores de éxito en el plan de vacunación contra la pandemia fue su distribución en muchos lugares gracias a 2 aspectos básicos: la producción y la distribución.

Sobre la producción, los fabricantes de vacunas enviaron más dosis a disposición de las autoridades. Por ejemplo, Pfizer y Moderna necesitaron tres meses para producir los primeros 20 millones de dosis y ahora están produciendo 50 millones en un solo mes para Estados Unidos.

De allí que el gobierno de Biden espera que para fines mayo hayan vacunas suficientes para todos los adultos del país. Y en cuanto a la distribución, hay por lo menos 30 megacentros de vacunación masiva en todo el país gestionados por la Agencia Federal de Gestión de Emergencias (FEMA, por sus siglas en inglés), aparte de los gestionados por cada estado.

Fuente:

bbc.com

elpais.com

Related Post