Esta es la ley que prohíbe hacer negocios con Maduro

Un duro golpe para el régimen de Nicolás Maduro acaba de darse en el Congreso de Estados Unidos. Tres senadores republicanos y una demócrata presentaron ante la Cámara Alta un proyecto de ley que prohíbe hacer negocios con empresas vinculadas con el gobierno de Maduro.

Se trata del proyecto “Prohibición de Operaciones y Arrendamientos con el Régimen Autoritario Ilegítimo Venezolano (BOLIVAR, por sus siglas en inglés) de los senadores Marco Rubio y Rick Scott, republicanos de la Florida, Thom Tillis, de Carolina del Norte y la senadora demócrata de Nevada Jacky Rosen, llamada Ley Bolívar.

Maduro sin “salvavidas financiero”

Entre otras cosas, la Ley Bolívar contempla:

 – La prohibición que las agencias federales otorguen contratos del gobierno de Estados Unidos. con empresas que realicen negocios con la administración de Maduro.

– La prohibición solo se aplicaría a los contratos celebrados en o después de la promulgación del proyecto de ley y no afectaría ningún negocio con la Asamblea Nacional 2015 y sus sucesores electos.

– Proporciona las excepciones necesarias, incluso para la prestación de ayuda humanitaria, socorro en casos de desastre y cuando la Oficina de Control de Activos Extranjeros emite una licencia válida para hacer negocios en Venezuela.

– Permite al Secretario de Estado renunciar a la restricción cuando sea de interés nacional de los Estados Unidos.

El impacto de las sanciones de esta ley en la vida real de los venezolanos es algo que está por verse. La moribunda economía ha sufrido años de una inflación de seis dígitos, apagones y una profunda contracción que supera la que sufrió Estados Unidos durante la Gran Depresión.

Actualmente, son varios países europeos, desde España con su petrolera Repsol, hasta Francia con la aerolínea Air France, que siguen teniendo operaciones en Venezuela y podrían ver confiscados sus activos en Estados Unidos a menos que corten relaciones con el régimen de Maduro.

También India y China son los principales compradores del crudo de la petrolera estatal venezolana PDVSA. Lo cierto que la iniciativa bipartidista en el Congreso no permitiría que Madure use el dinero para aferrarse al poder.

Related Post